Empresas General

Más de millón y medio de conductores necesitarán asistencia este verano

Alrededor de 79 millones de desplazamientos por carretera se realizarán solo durante los meses de julio y agosto de 2014, según la Dirección General de Tráfico (DGT). Una de las consecuencias de tan notable incremento de los niveles de tráfico en toda la geografía española será el uso intensivo de la asistencia en carretera por parte de los usuarios. En concreto, en torno a 1.600.000 conductores necesitará de este servicio, según un estudio realizado por el comparador de seguros Acierto.com (www.acierto.com) con información facilitada por diversas entidades del sector asegurador.

Según el informe, cerca del 90% de las asistencias en carretera se deberá a averías del motor, fallos relacionados con la batería o el sistema eléctrico y pinchazos o reventones de neumáticos. Mientras que el 10% restante corresponderá a accidentes y otras causas.

Por tanto, no es de extrañar que el servicio de asistencia en carretera sea uno de los más valorados por los usuarios. “No obstante, es importante señalar que se trata de un servicio que no está incluido de serie en todos los seguros de coche y cuyo nivel de cobertura varía en función de cada aseguradora”, aclara Carlos Brüggemann, director de Operaciones de Acierto.com. “Puesto que se trata de una cobertura voluntaria y varía de póliza a póliza, es vital informarse bien antes de realizar el viaje para no tener problemas en las vacaciones”, aconseja Brüggemann.

En este sentido, algunas aseguradoras solo prestan asistencia a partir de un punto kilométrico desde el domicilio habitual del usuario, mientras que otras imponen límites en el radio de cobertura desde dicho lugar de residencia. Asimismo, ciertas compañías de seguros de coche no cubren algunos de los incidentes más comunes: la pérdida de llaves, la falta de combustible, los pinchazos o la descarga de la batería. También es importante recordar que muchas aseguradoras incluyen asistencia solo en vías ordinarias, de las que quedan excluidas, entre otros, los caminos forestales y senderos tan utilizados en época estival para acceder a calas y rutas de senderismo.

Imagen-Acierto

Debido a la flexibilidad y ahorro que proporciona frente a otros medios de transporte, el uso del coche para viajar al extranjero en vacaciones está cada vez más extendido. Sin embargo exige tener en cuenta varios aspectos referentes al seguro de coche y al servicio de asistencia en carretera. “En primer lugar, hay que ponerse en contacto con la aseguradora para recabar toda la información posible sobre el servicio de asistencia en carretera incluido en nuestra póliza, así como solicitar la Carta Verde europea”, recomienda Carlos Brüggemann. “Dicha carta es especialmente importante, ya que acredita que su poseedor cuenta con el seguro de Responsabilidad Civil Obligatoria. También, que su país de procedencia pertenece al Convenio Multilateral de Garantía y, por tanto, podrá responder en caso de siniestro”.

No obstante, la Carta Verde europea solo cubre la Responsabilidad Civil obligatoria, por lo que, más allá de esta cobertura básica, será la póliza contratada por el usuario la que determine el nivel de protección que recibirá. Por este motivo, a la hora de revisar las coberturas cuando se viaja al extranjero, una de las más importantes a tener en cuenta es la asistencia en carretera. Y, en caso de que el seguro no incluya este servicio en el extranjero, siempre es posible solicitar a la aseguradora la ampliación de la póliza para incluirlo. Otra alternativa pasa por contratar una póliza complementaria de asistencia en viaje internacional con alguna de las compañías especializadas en este tipo de servicios.