Empresas General

Un paseo por las calles más caras del mundo

Taxis amarillos, rascacielos, Central Park, café para llevar… El cine se ha encargado de grabar Nueva York en la retina de cualquier persona, aunque ni siquiera sea aficionada al séptimo arte. Incluso aquellos que nunca han pisado la Gran Manzana se pueden imaginar paseando por la Quinta Avenida mientras se dejan deslumbrar por los escaparates. Pasear y mirar son dos actividades al alcance de todos los bolsillos, al contrario que los artículos de lujo que se exhiben en la mítica calle neoyorquina. Sin embargo, casi tan inaccesibles como ellos es el precio del suelo. El metro cuadrado en la Quinta Avenida cuesta, de media, 29.822 euros al año, lo que la convierte en la calle más cara del mundo, según un informe de Cushman&Wakefield.

La Quinta Avenida encabeza el ranking de las calles comerciales más privativas con un crecimiento del 13,3%. De esta manera, desbanca a la Cuaseway Bay de Hong Kong en China, que con un descenso del 6,8 por ciento cae a segunda posición. Aun así, solo los bolsillos más privilegiados pueden permitirse pagar los 23.307 euros que cuesta el metro cuadrado. En Europa, la parisina Avenida de los Campos Elíseos se mantiene como la tercera calle comercial más cara del mundo y la primera del Viejo Continente. Las marcas que quieran abrir una tienda entre el Arco del Triunfo y la Plaza de la Concordia tendrán que desembolsar 13.255 €/m2.

El documento de Cushman&Wakefield, Main Streets across the World 2014/2015, recorre los 330 lugares comerciales más caros de 65 países. En términos generales, el valor del suelo destinado al retail ha subido un 2,4% en el último año, aunque 277 calles apenas han experimentado modificaciones.

Aparte de las tres vías mencionadas, también se encuentran entre las diez primeras New Bond Street, en Londres; Pitt Street Mall, en Sidney; la milanesa Via Montenapoleone; Ginza, en Tokio; Myenongdong, en Seúl; Bahnhosfstrasse en la Zurich; y, por último, Stoleshnikov en la capital rusa. Los precios oscilan desde los 10.361 euros por un metro cuadrado en Londres hasta los 4.749 en Moscú. No obstante, la media global, la que incluye las tasaciones de las 330 calles, es de 2.392 €/m2.

Del amor por el lujo a la discreción

La caída de Hong Kong al segundo puesto refleja una ligera moderación en el mercado asiático, que nunca ha ocultado su pasión por el lujo. Las medidas del Gobierno chino contra la corrupción han vuelto más cautelosos a los clientes adinerados, que ahora se decantan por el lujo asequible. Además, según señala el documento, la joven población asiática ha cambiado sus gustos en lo que a estilo y marcas se refiere.

No obstante, el precio del suelo en la calle Wangfujing, en Pekín, ha aumentado su valor un 26,4% y ya es la décima más cara de Asia (4.100 €/m2). Corea del Sur también ha experimentado un crecimiento notable gracias a la importación y venta de relojes de lujo. De hecho, Seúl aparece dos veces entre los diez primeros de la tabla asiática.

 Elegancia europea

París y Londres siguen siendo las capitales europeas preferidas por las marcas de lujo, además de ser la cuna de muchas de ellas. Francia, Reino Unido e Italia aparecen varias veces entre las diez localizaciones europeas más caras. Un selecto club del que también forma parte Suiza. La exclusividad se paga a 13.255 €/m2 en la parisina Avenida de los Campos Elíseos o a 6.838 €/m2 en Oxford Street, Londres.

La mitad de las calles con el suelo más caro de Europa se encuentran en Francia, concretamente, en París. A la Avenida de los Campos Elíseos, le acompañan la Avenida Montaigne y la Rue du Faubourg Saint Honoré, que comparten el cuarto lugar a 8.100 euros el metro cuadrado y la Plaza de la Vendôme – Rue de la Paix y la Rue St. Honoré en octavo puesto y 7.364 €/m2.

Italia se presentaba a principios de año como un mercado mucho más prometedor, pero las empresas del sector no quieren que la sombra de la crisis les afecte. A pesar de estos contratiempos, la Via Montenapoleone en Milán (8.500€/m2) y la Via Condotti Roma (8.000 €/m2) mantienen su esplendor.

El precio del suelo también se ha revalorizado en otros países golpeados por la situación de la economía. En Grecia, ha aumentado un 9,6%, seguido de Irlanda (5,5), Portugal (3,7) y España (2,3), aunque el valor del pavimento mira desde lejos a los diez primeros.

Portal de l’Angel, la calle comercial más cara de España

Las marcas de lujo que se instalan en España apuestan por Barcelona y Madrid. El suelo comercial más caro del país se encuentra en Barcelona, en concreto, en Portal de l’Angel donde el metro cuadrado se paga a 3.240 euros. Le sigue la calle Serrano, en Madrid, a 2.940 €/ m2.

Cushman&Wakefield también incluye en su ranking de España otras ciudades como Bilbao, Sevilla, Málaga, Palma de Mallorca, Valencia y Zaragoza. En la calle Marqués de Larios, en Málaga, las marcas y comerciantes pagan 1.800 euros por el metro cuadrado de suelo. La Gran Vía de Bilbao y la calle Colón de Valencia comparten precio, 1.500 €/m2. Una cifra a la que se acercan los 1.440 €/m de la hispalense calle Tetuán. Algo más barato es el suelo en la calle Jaime III de Palma de Mallorca (1.080 €/m2) y en la Plaza de la Independencia de Zaragoza (1.020 €/m2).

Foto: Shutterstock