General

Las diez asignaturas pendientes

La culpa de las malas notas no siempre es de los estudiantes. La “cultura de la estandarización” de la que habla el educador británico Ken Robinson también influye. Los modelos educativos se empeñan en imponer un modelo uniforme que se olvida de potenciar los talentos de los más pequeños. España, a la cola en educación, ha apostado por introducir el ajedrez en las escuelas, pero todavía se puede apostar por tras muchas actividades.

[nextpage]

chess

Ajedrez

El ajedrez rara vez aparece en las actividades extraescolares de los colegios y su práctica dentro de los horarios de clase era, hasta ahora, impensable. Las reglas son sencillas: el caballo mueve en L, los peones van hacia delante, el alfil avanza en diagonal… la dificultad está en dar jaque mate al rey. El juego exige planificación, estrategia y concentración. Cualidades cada vez más ausentes en las cabezas de los alumnos multitask.

[/nextpage]

[nextpage]

teatro

Teatro

Los grupos de teatro no faltan en ningún instituto, pero como actividad voluntaria y fuera del horario de clase. En el colegio, las representaciones se limitan a la obra de fin de curso. Sin embargo, el teatro ayuda a perder la vergüenza y a potenciar la memoria. Los estudiantes muchas veces presentan dificultades para hablar en público o exponer un trabajo ante sus compañeros, por lo que subirse a las tablas es una buena manera de perder la vergüenza. Además, una buena interpretación exige haberse aprendido antes el papel para recordarlo. Y una tercera ventaja, ayuda a conocer obras y autores e incluso descubrir nuevos talentos en las aulas.

[/nextpage]

[nextpage]

mus

Música

La asignatura de música sí aparece en los programas educativos, aunque por detrás de otras como matemáticas o lengua. La educación musical no solo amplía la cultura general de los niños sino que potencia su sensibilidad, despierta la creatividad y organiza la mente. La música es una forma de expresión y si hay alumnos que escriben magníficas redacciones, otros pueden hacer lo mismo con notas musicales. La canción adecuada puede crear un ambiente de concentración durante el estudio o convertirse en una vía de escape durante los descanses.

[/nextpage]

[nextpage]

poet

Poesía

El club de los poetas muertos dejó el listón muy alto a los profesores de literatura. Robin Williams se puso en la piel de John Keating para transmitir su pasión por el verso a los alumnos. Quizá no sea necesario subirse a los pupitres para captar la atención, pero no está de más innovar en las técnicas de educación. La principal queja de los jóvenes al enfrentarse a la poesía es que no entienden el significado, cuando a veces es mucho más fácil sentirlo. Al igual que la música, la poesía es ritmo y sonido y aporta un gran conocimiento del lenguaje

[/nextpage]

[nextpage]

class

Punto, cocina o bricolaje

Asignaturas útiles y prácticas para la vida real. El colegio es una comunidad a pequeña escala, por lo que, además de formación intelectual, debe ofrecer las herramientas básicas para desenvolverse en la sociedad. Algunos países ya incorporan estas materias en su modelo curricular y no es necesario decir que no hay distinciones. Una niña puede coger un serrucho con la misma destreza que un niño dos agujas. El objetivo es instaurar la igualdad desde los primeros años y hacer a los niños más independientes y autosuficientes.

[/nextpage]

[nextpage]

inv

Investigación

Los estudiantes recuerdan con más facilidad lo que han averiguado por ellos mismos que lo que les cuentan sus profesores. La atención en clase no siempre es la esperada y más de un dato se escapa. Por el contrario, cuando el alumno se preocupa en buscar información sobre un tema, seleccionarla y trabajarla retiene con mucha más facilidad lo que encuentra. Los “trabajos de clase” a veces suponen una carga porque el tema no les resulta atractivo o porque no se ven capaces de llegar a la extensión exigida. Sin embargo, la investigación puede ser mucho más completa y entretenida si la cuestión sobre la que tienen que trabajar resulta interesante a los niños. De esta manera, descubren nuevos intereses y se convierten en “pequeños expertos”.

[/nextpage]

[nextpage]

flor

Relación con la naturaleza

Aparte de sembrar un garbanzo en Conocimiento del Medio o ir de visita a la granja escuela, los colegios españoles no cultivan los lazos con el medio ambiente. Una tarea tan básica como cuidar una planta, observar su crecimiento, sus flores o sus hojas enseña a los niños a ser responsables y les hace conscientes de que sus acciones afectan a otros, aunque en este caso solo sea una planta.

[/nextpage]

[nextpage]

ef

Educación física

La asignatura de gimnasia es una de las preferidas de los más pequeños. Un oasis en el desierto de libros. Con los años, el test de Cooper la convierte en una de las más odiadas. Resultado: no ha habido una verdadera educación física. Los estudiantes desconocen cuáles son sus pulsaciones, el ejercicio físico que tienen que realizar según su edad y constitución o la alimentación que tienen que seguir según su actividad. La educación física no es solo jugar al fútbol o al tennis. El deporte da confianza y seguridad para superar barreras y cumplir objetivos.

[/nextpage]

[nextpage]

ret

Retórica

Imprescindible durante siglos, la retórica es hoy una asignatura pendiente. No solo porque no encuentra su hueco en los horarios lectivos, sino porque la nota de los oradores públicos no llega al cinco. Basta remitirse a las sesiones del Congreso o las abundantes tertulias. La capacidad de hablar en público y defender las opiniones con argumentos ha ido desapareciendo, quizá porque tampoco se promueve el debate. La retórica exige un pensamiento rápido y organizado para responder a los ataques del contrario y, también, un buen control del olvidado lenguaje no verbal.

[/nextpage]

[nextpage]

school-73497_1280

Idiomas

Los niños ya aprenden lenguas extranjeras desde el parvulario, pero algo falla cuando al terminar la educación obligatoria su dominio es inferior al de los chicos de otros países. Además, el aprendizaje del inglés ya no es suficiente y, en el futuro, el mundo laboral les pedirá hablar varios idiomas. El conocimiento de idiomas organiza las ideas, ejercita el cerebro y abre la mente. Como dijo Wittgenstein, “los límites de mi lenguaje son los límites de mi mundo”.

[/nextpage]