Economía General Tu Dinero

Las mayores estafas en Internet

Utilizamos Internet para casi todo, compras, comunicación, trabajo… cada vez volcamos más datos personales en la web sin percatarnos del uso y control que otras personas pueden tener sobre nuestros datos. Incluso en ocasiones, somos nosotros mismos los que confiamos demasiado en la red y somos objeto de las mayores estafas.

[nextpage]

_17422928102008FOTOS 012

Compraventa entre particulares

Los fraudes en la compraventa o web de alquiler entre particulares es una de las estafas más comunes en Internet. Aparatos tecnológicos y smartphones, alquileres de viviendas en condiciones perfectas e incluso cerrar la venta de algún artículo de segunda mano, son los casos más comunes de fraude. Gracias al atractivo de estos artículos, los usuarios no se lo piensan dos veces.

Una vez que hemos abonado la cantidad requerida, el contacto y la web deja de existir y no hay forma de contactar con ellos para recuperar nuestro dinero. Nos quedamos sin móvil, sin coche de segunda mano y claro, sin nuestro dinero.

[/nextpage]

[nextpage]

268

Ofertas de trabajo falsas

En un momento tan tenso de falta de empleo, la desesperación por encontrar trabajo nos puede llevar a ser víctimas de estafas en la web. La fuerte demanda de empleo hace que delincuentes se aprovechen de la situación para pedir dinero por adelantado para sufragar los gastos del curso que queremos cursar, también nos requieren abonar una cantidad para cerrar los tramites de contratación, o nos piden contactar con un teléfono de alto coste.

Todo este tipo de conductas deben hacer que salten nuestras alarmas y tomar precaución para no ser víctimas de estos fraudes y no perder así nuestro dinero.

[/nextpage]

[nextpage]

tout-savoir-sur-les-virus-comment-se-proteger-1

Virus que se hacen pasar por entidades

Ha sido el fraude por excelencia del último año. Virus que usurpan la identidad de entidades conocidas y se hacen pasar por la Policía Nacional, La Sociedad General de Autores o la Agencia de Protección de Datos. El objetivo, lograr instalarse de forma fraudulenta en los dispositivos. El virus bloquea el ordenador y se inventa una multa de 100 euros por haber detectado pornografía infantil en nuestro disco duro. Se nos pide abonar la multa a través de medios no rastreables y nunca recuperamos ni el dinero ni el ordenador, que queda dañado e inutilizable.

[/nextpage]

[nextpage]

537904_91408413

El phishing

Cada vez existe más información alertando de este tipo de fraude en Internet. El phishing es tratar de obtener las claves de usuario sobre cuentas en redes sociales y de correo, para luego obtener beneficios fraudulentos con esos datos.

Normalmente aparece como un banco y piden nuestros datos para la entidad o también se ha dado a través de SMS que solicitan los datos de la tarjeta de crédito, para desbloquearla, por supuestos motivos de seguridad.

Entre los tipos de phishing más comunes encontramos el Smishing: término informático para denominar un tipo de delito usando ingeniería social a través de mensajes de texto dirigidos a usuarios de telefonía móvil. Vishing: a través del Protocolo Voz se engaña a personas para obtener información financiera para el robo de identidad. El Pharming: permite a un atacante redirigir un nombre de dominio a otra máquina distinta, de este modo, el usuario que introduzca algún dato personal, el atacante recibe toda la información.

[/nextpage]

[nextpage]

mouse paid

Atacar al phishing

Nunca deje de aplicar los parches necesarios en su sistema operativo. Descargue siempre la versión más reciente de su navegador, así se asegura que esté totalmente actualizado y que utilice las tecnologías más recientes. Nunca haga click en enlaces dentro de un e-mail, debe ignorar siempre los correos que solicitan acciones tales como “Su cuenta está cerrada”. Tenga mucho cuidado con descargar cualquier software de la Web, así como evitar los salvapantallas gratis y otros regalos.

Debe examinar sus estados de cuenta bancarios y de tarjeta de crédito. Tiene que ser uno de los primeros en adoptar las  nuevas tecnologías que los blancos y las empresas de tarjetas de crédito están utilizando para una mayor seguridad.

[/nextpage]

[nextpage]

iphone03

La subscripción en SMS Premium

Para este tipo de estafa se utilizan distintos ganchos como supuestos paquetes que no se han recogido, que en realidad no existen, supuestas llamadas de personas que quieren contactar con nosotros y no tienen saldo. También nos llegan a través de notificaciones de falsos premios o mensajes ambiguos de personas que quieren tomar un café con nosotros o tener una cita.

Todo para que enviemos un SMS o llamemos a un número de teléfono de alta tarificación, y sin saberlo, nos subscribimos a una web  que no es de nuestro interés y recibimos publicidad, además de que nos cobran por dicha suscripción involuntaria.

[/nextpage]

[nextpage]

Whatsapp_logo-3

Las estafas de WhatsApp

Cuando la aplicación WhatsApp lanzó su plataforma para navegadores, surgieron sitios web fraudulentos con el fin de robar los datos bancarios. Desde estas páginas se produjeron estafas como pedir el número de teléfono de los usuarios para suscribirlos a servicios Premium de descargas o hacer que los usuarios descargasen una aplicación en sus ordenadores.  Hay que recordar que la única versión de WhatsApp para navegador es gratuita y no hay que descargarse nada.

Otra característica de esta aplicación que inspiró a los estafadores fue el doble check azul, puesto que antes de que el servicio de mensajería instantánea permitiera desactivar esta función, se anunciaban distintas web donde se podía desactivar y eran totalmente un timo. De esta manera, conseguían que algunos usuarios se suscribiesen, sin saberlo, a un servicio de SMS premium.

[/nextpage]

[nextpage]

Sin título

Fraudes en recomendaciones sanitarias

La rapidez e instantaneidad de Internet hace que en un momento de urgencia recurramos a la web para que nos resuelva dudas sobre nuestra salud. Depositamos tanta confianza en las respuestas vertidas en la red como si de nuestro médico se tratase. Recetas milagrosas para cualquier enfermedad, no faltan en cualquier foro público o web de salud sin especializar. La realidad es que no solo no funcionan, incluso pueden suponer un riesgo adicional para nuestra salud.

Los foros públicos son fuente de opiniones sin especializar a las que muchas veces otorgamos credibilidad. Confundimos síntomas y nos sentimos identificados con casos que en realidad no tienen que ver con el nuestro, en consecuencia, nos alarmamos y  tomamos medidas que no nos ayudan realmente.

[/nextpage]

[nextpage]

0cf0cc1c_original

Vacaciones de ficción

Cuando planeamos nuestras vacaciones nos deslumbran los alquileres de viviendas turísticas en condiciones fantásticas y a un precio muy asequible. Hay que ser muy cautelosos ya que bajo una apariencia normal puede esconderse una estafa o un fraude. Es frecuente, en el caso del alquiler de viviendas turísticas, problemas como la inexistencia de los apartamentos, que suelen ser de inferior categoría, no hay correspondencia con lo publicitado o una mayor distancia a la playa, etc.

Para reconocer este tipo de timos debemos fijarnos si el arrendador de la vivienda no se identifica, si solo ofrece dirección de correo electrónico como vía de contacto, si no facilita documentación que demuestre que el piso es realmente de su propiedad. Debemos sospechar cuando nos solicita dinero por adelantado, sin ofrecer ninguna garantía de que vamos a recibir el contrato de alquiler y las llaves.

[/nextpage]

[nextpage]

Robo por internet

Ayuda para los estafados, a quién recurrir

Si no hay vuelta atrás y hemos sido víctimas de una estafa por Internet, antes de proceder con una denuncia formal ante un ente gubernamental, se debe recopilar todas las pruebas posibles o informaciones que hayamos intercambiado con el supuesto estafador.

Todo puede ser importante, correos electrónicos, datos de la empresa, publicidad del sitio web, comprobantes, facturas… En caso de que no podamos contactar con algún representante de la web, o no nos proporcionan una solución satisfactoria, se debe proceder a formalizar la denuncia ante la Policía o la Guardia Civil.

[/nextpage]