Empresas Estilo de vida General

Productos y marcas que son leyenda gracias a las celebrities

Hagámonos esta pregunta. ¿De verdad Hermès, Chanel, Tiffany o Burberry serían lo que son en la actualidad si en su camino no se hubieran cruzado mitos como Grace Kelly, Marilyn Monroe, Audrey Hepburn o Humphrey Bogart? Ninguno de ellos cobró nada. Pero estas celebrities se convirtieron sin quererlo en los mejores embajadores de unos productos, que han ayudado a convertirse en mitos.
[nextpage]

01-kelly-ok

El bolso Kelly de Hermès le debe todo a Grace Kelly
Esta cartera de la casa de lujo gala es uno de los objetos que más interés despierta entre las clases adineradas. Para conseguirlo no basta el dinero sino que deben esperar meses e incluso años en una larga lista de espera ya que la producción es limitada. Su precio ronda los 12.000 euros. ¿Cómo es posible que un simple bolso, aunque sea de Hermès, despierte tanto interés? Pues porque en 1954 la actriz americana y princesa de Mónaco Grace Kelly se enamoró de él. Todo ocurrió durante el rodaje de la película Atrapa a un ladrón. El director Alfred Hitchcock encargó a su equipo que comprara un bolso en una tienda de Hermès que la actriz luciría en la película. Ésta se encandiló con la cartera y siempre que los paparazzi la pillaban en una foto solía aparecer con su inseparable accesorio. Esta publicidad gratuita fue aprovechada por el fabricante galo que no dudó en rebautizar el producto como Kelly Bag en homenaje a la actriz. A partir de ese momento, nació la leyenda.
[/nextpage]
[nextpage]

02-chanel-ok

Sin Marilyn Monroe, pocos sabrían que existe un perfume llamado Chanel Nº5
En 1952 en una entrevista concedida a la revista Life, la favorita de las celebrities de la época, la actriz Marilyn Monroe, hizo una de esas confesiones inconfesables a las que estaba tan acostumbrada. El periodista la preguntó qué se ponía para dormir. Ella no se cortó demasiado y afirmó que nada salvo unas gotitas del perfume Chanel Nº5. El resto ya es historia. A partir de ese momento, muchas admiradoras quisieron ser como Marilyn y se lanzaron a las boutiques para hacerse con su frasco de Chanel Nº5. En la actualidad el producto sigue estando entre las tres fragancias de alta gama más vendidas del mundo. Mucho de ese éxito se lo deben a la mítica rubia que realizó la mejor campaña de publicidad gratuita de una celebrity en la historia.
[/nextpage]
[nextpage]

03-tiffany-ok

Audrey Hepburn, la actriz que encumbró a Tiffany y a las bailarinas de Salvatore Ferragamo
La película Desayuno con Diamantes de 1963 comienza con la imagen de una chica elegantemente vestida desayunando frente a la joyería Tiffany. Esa joven era Audrey Hepburn. En este film dirigido por Blake Edwards encarnaba a una aspirante a actriz que soñaba con un mundo idealizado lleno de joyas y lujos. La realidad y George Peppard se topan con ella y al final descubre que existen otras cosas más importantes que sus irrealizables sueños. Pero la imagen de la actriz comiendo un bollo frente al escaparate de la joyería catapultó y convirtió en global a la marca Tiffany. No fue un caso aislado. La distinción natural y la elegancia de Audrey Hepburn la convirtió en referente de la sociedad. Cualquier prenda que usara en sus películas o que utilizara mientras daba un paseo por Hollywood se convertía en leyenda. Eso es lo que ocurrió con las zapatillas bailarinas del diseñador Salvador Ferragamo, que la actriz utilizó en películas como Sabrina o Vacaciones en Roma. Las marcas le deben mucho a Audrey.
[/nextpage]
[nextpage]

04-burbeyy-ok

Humphrey Bogart y su inolvidable gabardina Burberry
El tipo más duro del celuloide durante los años 40 fue sin duda Humphrey Bogart. El culmen de su popularidad lo alcanzó con Casablanca. En la escena final de la película, nuestro protagonista le dice a su amada Ingrid Bergman que “siempre nos quedará París”. A la marca Burberry siempre le quedarán las cientos de películas protagonizadas por Bogart en la que lucía la gabardina de la firma. Un inmenso almacén de publicidad gratuita que ayudó a que la enseña británica de lujo por excelencia se hiciera popular. Un tirón que no acabará ya que aunque pasen las generaciones es muy complicado que nadie nacido en el siglo XXI se vaya al otro mundo sin haber visto alguna vez en su vida alguna película de este actor.
[/nextpage]
[nextpage]

05-ray-ban-ok

Ray-Ban, las gafas preferidas de Hollywood
En su página web Ray-Ban se vanagloria de ser el líder mundial del mercado de gafas de alta gama y, con diferencia, la marca que más vende en el mundo. Esto está muy bien, sobre todo para sus accionistas. Pero quizá la realidad para Ray-Ban sería muy diferente si su producto no hubiera sido promocionado de forma salvaje por las celebrities. Uno de los primeros ejemplos fue Tom Cruise que, tras la cinta Risky Business, se hizo fan de la marca y siempre aparecía en público con alguna de sus gafas de sol. La popularidad de Ray-Ban también capturó a otras personalidades populares, como la modelo Kate Moss, la cantante ya fallecida Amy Winehouse y muchos más. Todos ellos han puesto su granito de arena (algunos cobrando, la gran mayoría no) para promocionar esta marca y convertirla en la líder del sector.
[/nextpage]
[nextpage]

06-otro-bolsdo-ok

Fendi Spy, el bolso que pudo ser el nuevo Kelly de Hermès
Además de los bolsos Kelly y Birkin de Hermès, existe otra cartera que también levanta pasiones. Tantas que ha tenido hace unos años lista de espera de varios meses. Y eso que el precio de este producto era superior a los 6.000 euros. Ahora es tan popular que se puede encontrar en muchas boutiques por menos de 1.000 euros. Nos referimos al Spy del fabricante italiano Fendi. A pesar de ser una casa de lujo con historia, fue fundada en 1918, ninguno de sus productos había levantado nunca tantas pasiones como hizo el Spy hace una década. El motivo no fue otro que la afición que tenían estrellas del cine y de la música como Sandra Bullock o Gwen Stefani, que no dudaban en aparecer al público luciendo este accesorio italiano. Eso originó que la firma tuviera problemas para abastecer la demanda durante bastantes años.
[/nextpage]
[nextpage]

07-aston-martin-ok

Aston Martin DB5, el coche de James Bond
El fabricante de automóviles británico le debe casi todo su prestigio a sus apariciones en las películas del agente 007. Pero hay un modelo que destaca por encima del resto. Se trata del DB5 que fue visto por primera vez en la película Goldfinger de 1964 en la que Sean Connery encarnaba al mítico agente. Los millones de fans de la saga siempre lo han tenido en su mente hasta el punto de lograr que el coche haya regresado a la gran pantalla en las últimas películas de James Bond, protagonizadas por Daniel Craig. A pesar de esta popularidad, Aston Martin nunca ha fabricado en serie los modelos que aparecían en estos filmes sino que se limitada a producir una serie limitada en unidades que era adquirida a precios millonarios por los coleccionistas. Pero la marca sí que se ha aprovechado de su presencia en los cines.
[/nextpage]
[nextpage]

08-chupa-ok

Chupa Chups y su historia con las celebrities
El lujo no es el único que se ha aprovechado de la popularidad de las celebrities para darse a conocer y convertirse en artículo de culto. Algunas marcas de gran consumo también se han convertido en globales gracias a que un famoso ha paseado palmito disfrutando de ellas. Eso es lo que le ocurrió a Chupa Chups. El famoso invento español del caramelo con palito se transformó en marca internacional gracias a que famosos como Johan Cruyff o las Spice Girls no dudaban en aparecer en público con él. Todo ello sirvió para que el producto llegara al espacio. Concretamente a la estación Mir donde los astronautas también se relajaban con la golosina.
[/nextpage]
[nextpage]

09-alcampo-ok

Pablo Iglesias y el fenómeno lowcost de Alcampo
La cadena de distribución Alcampo jamás podía pensar que de un día para otro se verían desbordados por las peticiones que tenían de todos los medios de comunicación españoles que buscaban información sobre su ropa. Todo ello ocurrió porque el líder de Podemos Pablo Iglesias comentó en una de sus primeras apariciones televisivas que su ropa se la compraba en Alcampo. Solo se necesitó el comentario de una cara conocida para que la sociedad le prestara atención a unas prendas que destacan por su bajo precio y poco más. Se trata por tanto de uno de los últimos ejemplos de los beneficios que se pueden obtener gracias a una cara popular.
[/nextpage]
[nextpage]

10-nespresso-ok¿Alguien se imagina a la marca Nespresso sin George Clooney?
Para terminar este repaso en el que hemos tratado de contar ejemplos de cómo un rostro popular es capaz de convertir un producto en superventas tenemos el ejemplo de George Clooney y de Nespresso. Estamos ante el único caso en el que la estrella es contratada para ser la imagen de la marca. La elección de Nestlé fue todo un acierto. Sus cápsulas están asociadas a la distinción y la elegancia y nadie mejor que el intérprete de la serie Urgencias para encarnar esos valores. De todas formas, la innovación en sí ya era suficientemente importante como para revitalizar un sector que se pensaba maduro como el café. Clooney ha ayudado pero sin un bombazo de producto no se hubiera podido lograr nada.
[/nextpage]