malas artes

Cómo llevar la contraria al jefe sin que se note
Es la pregunta del millón: ¿Cuántas veces has querido decirle al jefe que no estaba en lo cierto? Y, además, sabiendo que tenías la verdad de tu parte. Pero quitarle la razón a un superior no es una cuestión baladí. Muchos son los motivos que llevan a callarte la boca, a morderte la lengua. ¿El primero de todos? Hacerlo puede ser causa de disgusto. Y más en tiempos como los…