viernes 17 • septiembre 2021
17.1 C
Madrid
viernes 5 septiembre 2021
- Publicidad -

María Frontera (FEHM): “Queremos convertirnos en el primer destino turístico circular del mundo”

- Advertisement -spot_img

Desde su fundación en 1976, la Federación Empresarial Hotelera de Mallorca (FEHM) tiene como misión la defensa y representación de los intereses de las asociaciones que la integran en la isla. Engloba pequeñas, medianas y grandes empresas hoteleras de Mallorca reforzando la competitividad de sus compañías. María Frontera, presidenta de la FEHM, analiza para Capital por qué Mallorca es un destino clave para el turismo nacional y cómo el sector ha sabido afrontar las adversidades de la crisis sanitaria.

 ¿Han salido las Islas Baleares de esta situación mejor posicionados que otras regiones españolas?

Las Islas es de las zonas que más afectadas se han visto, en términos económicos es evidente que ha salido de las más perjudicadas en 2020. Los primeros meses de 2021 avalan que la caída del PIB es del 18% con respecto a la de 2020, que fue del 27%. Con la dependencia económica que tenemos aquí, que es más de un 42% del sector turístico, y la falta de restricciones y de armonización de las medidas por parte de la Unión Europea, pues no se ha logra[1]do esa recuperación. Un dato que explica muy bien la situación que vivimos el año pasado es que el total de la actividad del 2020 representó 20 días del 2019. El lado positivo es que el año pasado el 50% de la planta hotelera pudo abrir en Mallorca, este año tenemos una tendencia al alza. Tuvimos un aprendizaje con la prueba piloto, siendo los primeros en abrirnos hacia el mercado internacional con Alemania. Esta prueba tuvo una repercusión mediática que impactó en 35 millones de visitantes. Cierto es que ahora solo hay un 28% de las plantas hoteleras abiertas, pero el mercado alemán sigue ese progresivo aumento en visitantes.

¿Qué propuestas de marketing aplican a los destinos con menor afluencia de visitantes de las Islas?

Como ahora no tenemos gran afluencia en ninguna de las islas, la primera apuesta que estamos haciendo es la de diferenciación. Primero, por ser un destino que está conformado como archipiélago, por tanto, los controles en los aeropuertos nos ayudan a reforzar la imagen y el destino seguro. La Semana Santa fue un éxito, tanto en temas de operativa y de apertura, como de control de los protocolos, además del triunfo en toda la cadena de valor turístico. Los indicadores sanitarios que venimos arrastrando son positivos, a pesar de esa apertura, no tuvimos ninguna modificación y demostró con la práctica y la operativa que era ese destino seguro. La poca densidad demográfica que tenemos también es una apuesta importante en las islas, unido a la implantación de las nuevas aplicaciones y tecnologías.

 ¿Qué previsiones manejan respecto al turismo extranjero?

 Las previsiones que tenemos, la verdad es que son tendencia, porque no son datos objetivos. Ahora se está trabajando a 7 o 15 días vista, tanto en el sector del alojamiento como en el aeroportuario y, por tanto, si estas planificaciones que tenemos son en positivo serán progresivas. Pensamos que vamos a conseguir por lo menos un 50% de la conectividad que teníamos en el 2019, sobre todo con el mercado alemán, que sabemos que somos su primer destino.

¿Qué consecuencias tiene para el turismo balear que el gobierno británico no posicione a España en la categoría verde de destinos turísticos?

Sí que estamos preocupados por el mercado británico. Es una preocupación que compartimos a nivel nacional porque hasta el 7 de junio no se volverá a revisar y no sabemos en qué términos. Es importantísimo conseguir esa diferenciación por territorios, como hace el resto de países europeos, porque nosotros seguimos manteniendo estos indicadores muy por debajo de esos requerimientos que también exige Reino Unido. A día de hoy, el 50% de la planta hotelera va a abrir sus puertas, pero eso puede verse modificado al alza según cómo se desarrollen las próximas semanas. La certificación Covid-19 de vacunación también va a facilitar esa movilidad y sabemos que hasta final de junio no estará implantada, estamos esperando a que todas estas variables se alineen en positivo, pero más cerca del segundo semestre del año.

El turismo de ocio en Mallorca ha sido esencial, ¿cómo ha afectado el cierre del ocio nocturno a la isla?

No hemos tenido una repercusión o cancelaciones de reserva porque el ocio nocturno esté cerrado. Nuestros mercados emisores también han tenido restricciones de ocio en sus países, entonces entienden que no es una prioridad, que se abre de forma progresiva según va evolucionando la pandemia, igual que se han ido flexibilizando las terrazas y los servicios dentro de la cadena de valor turístico. Estamos apostando por atraer otro tipo de turismo, estamos haciendo también campañas para incentivar y estimular el turismo deportivo, porque tenemos un ocio deportivo amplio, trabajamos en promocionar otros segmentos como fomentar la grabación de largometrajes y anuncios para promocionar la isla. Mallorca no está enfocada en el ocio nocturno.

 ¿Las medidas restrictivas en las playas han provocado la disminución de las reservas?

 En la isla no tenemos la medida restrictiva de la mascarilla. La aplicación App Safe Beach facilita el control de las medidas en las playas para que no surjan cancelaciones. Es cierto que el mensaje y la comunicación no fueron los adecuados, la realidad es que los grupos de convivencia en la playa no hace falta que lleven la mascarilla. Puede dar lugar a malinterpretaciones, pero los visitantes pueden consultar estas normativas y la verdad es que los indicadores son buenos. Ofrecemos información sobre los protocolos a seguir, y, además, existen hoteles-puente para posibles personas con síntomas, sin coste, y hay teléfono de información para visitantes. La buena información es importante para todos para que no haya una mala interpretación. Con la pandemia, ¿surgen también oportunidades nuevas al sector? De cualquier situación aparecen oportunidades nuevas. Estamos trabajando en una transformación liderada por el sector hotelero, invirtiendo 2.000 millones de euros hacia un turismo más responsable. La pandemia nos ha hecho reflexionar y reformular los procesos de transformación y acelerar el proceso con la digitalización. A través de ello, aprovechamos esos fondos Next Generation para concretar esas medidas y tener un buen asesoramiento técnico. El Ministerio de Turismo está siendo poco concreto, pero nosotros realizamos proyectos acompañados con una buena gestión. Las Islas van a saber cómo anticiparse, hay manifestaciones de interés para posicionarnos en buena línea y el sector turístico es muy atomizado.

¿Qué tiene Mallorca que no tiene otra isla?

 Mallorca combina diferentes productos y ofertas hoteleras. Dispone de variedad de hoteles y el turismo de negocios e incentivos está cogiendo un auge fuerte, además de una restauración excelente. Mallorca cumple las exigencias del cliente. Nuestros servicios de seguridad y fortaleza sanitaria son muy diferenciadores de otros destinos del mediterráneo como Grecia. Mallorca quiere ser el primer destino circular del mundo y aprovechar esa tecnología digital. En sostenibilidad nos hemos adelantado, también apoyamos firmemente la presentación de la candidatura para formar parte de la Red Internacional de Observatorios de Turismo Sostenible, un reto que convierte a la isla en el tercer observatorio de España. Mallorca es el primer destino turístico europeo en obtener el certificado UNWTO.QUEST, que otorga la OMT, y el cuarto en el mundo, una distinción que es un referente internacional que se otorga sólo cuando se superan tres estrictas áreas claves como liderazgo estratégico, ejecución eficaz y gobernanza eficiente.

- Advertisement -spot_img
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Stay Connected

16,985FansMe gusta
2,458SeguidoresSeguir
61,453suscriptoresSuscribirte

Must Read

- Publicidad -spot_img

Related News

- Advertisement -spot_img