Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Economía

Los datos y proyecciones de crecimiento bailan en septiembre

Por Mario Talavera

A la corrección del INE del crecimiento de 2021 y 2022 siguen los cambios en las proyecciones de varias de las organizaciones económicas españolas más importantes

A principios de esta semana se ha dado a conocer la revisión que el Instituto Nacional de Estadística (INE) ha hecho del crecimiento de los años anteriores. Se trata de una revisión que habitualmente publica Estadística en el mes de septiembre y que, en esta ocasión, concluye que la economía española creció más de lo que se había cuantificado anteriormente.

Hay que incidir en que estos datos son estimaciones, por eso el INE puede revisarlos una vez que hay más datos disponibles, como los de empleo o los tributos que pagaron las empresas. La revisión abarca 2021, cuando la economía española se expandió un 6,4% frente al 5,5% publicado en septiembre del año pasado. Por su parte, en 2022 el PIB creció tres décimas más, hasta alcanzar una variación del 5,8%.

El INE apunta a una mayor contribución de la demanda externa en el caso de 2022, mientras que la principal causa de la revisión en 2021 es la demanda interna, que creció un punto porcentual más de lo esperado. Según esos datos, España habría recuperado el nivel económico previo a la pandemia en 2022 y no en 2023, tal y como afirmaba el Ministerio de Asuntos Económicos. Esto redunda en que la deuda sobre el PIB se reduce, dado que el PIB es mayor. No obstante, la deuda continúa en niveles históricos.

Desde el Gobierno destacan que la revisión del PIB tiene cierto sentido si se analizan el resto de indicadores económicos, como el empleo, que se encuentra en niveles que no se habían visto desde 2008. Con todo, esta corrección muestra la dificultad que tiene estimar el comportamiento de la economía de un país.

Desde ese prisma, tiene más sentido observar las diferentes proyecciones que se han sucedido estos días como tendencias, dado que el dato final es variable. Cabe destacar que estas previsiones mantienen o incluso elevan el crecimiento de este año gracias al buen comportamiento del turismo y los vientos de cola que se dieron en la primera mitad del año, con la moderación de los precios de la energía. A la vez, los organismos coinciden en señalar que el año que viene podría darse una desaceleración mayor, dado el previsible encarecimiento de la energía y la persistencia de la inflación.

Banco de España: 2,3% en 2023 y 1,8% en 2024

El Banco de España mantiene que en 2023 la economía española va a crecer un 2,3%, si bien en 2024 crecerá menos de lo previsto anteriormente. La proyección anterior era del 2,2%, que ahora reduce al 1,8%. Además de la evolución de la energía, el organismo que dirige Pablo Hernández de Cos habla de deterioro del contexto exterior, así como de tensionamiento de las condiciones financieras, en parte a causa del incremento de los tipos de interés.

Hasta este punto, España se había mostrado resiliente a esas tensiones y al contexto exterior. Así, la economía española avanzó con fuerza en la primera mitad del año, pero no pudo mostrarse tan resistente en el tercer trimestre, según señala el Banco de España. Por otro lado, el organismo señala que el progreso de la economía el año que viene se verá influido por la retirada de ayudas que hay ahora en vigor.

OCDE: 2,3% en 2023 y 1,9% en 2024

La OCDE publicó unas previsiones en junio para España que proyectaban un crecimiento del 2,1%. Ahora eleva esa proyección al 2,3% para este año mientras mantiene el 1,9% para el año que viene. La organización destaca que España liderará el crecimiento de la zona euro que, de hecho, crecerá menos.

Esta revisión se justifica por el «menor impacto» de la crisis energética y la inflación, que registra niveles más moderados que en el resto de socios europeos. La OCDE prevé que la inflación continuará por encima del 2% deseado por los bancos centrales, es más, si en 2023 se estima que acabe en el 3,5%, en 2024 solo se reducirá al 3,4%.

Funcas: 2,2% en 2023 y 1,8% en 2024

El Panel de Funcas espera que la economía española crezca este año un 2,2%, una décima más de lo previsto en julio. De esta previsión hay que destacar que recoge las previsiones de consenso de 19 servicios de estudios, por lo que puede decirse que cuenta con una muestra relevante sobre lo que se ha proyectado hasta ahora.

En esta línea, la demanda nacional y la inversión incrementan su aportación en la producción de este 2023 que, no obstante, tiende a desacelerarse conforme avanzan los meses. El cálculo es que en el último trimestre del año se produzca un avance del 0,2%. Por su parte, se mantiene sin cambios la proyección para 2024, del 1,8%. De las previsiones que aparecen en este artículo, se trata de la primera en ser publicada, dado que se dio a conocer el 14 de septiembre. Así, fue la primera en reflejar una proyección por debajo del 2% para el año que viene.

Cámara de Comercio: 2,1% en 2023 y 1,7% en 2024

La Cámara de Comercio eleva dos décimas su estimación para 2023, hasta el 2,1%. Por el contrario, recorta seis décimas la de 2024, hasta el 1,7%. Esta revisión se debe en buena medida a una demanda nacional «más robusta» de lo esperado. Sin embargo, el sector exterior podría ralentizarse el próximo año, en parte por el debilitamiento de las economías de los clientes de las empresas españolas.

Únete a nuestra Newsletter

A través de nuestra Newsletter con Capital te hacemos llegar lo más importante que ocurre en el mundo de la #economía, los #negocios, las #empresas, etc… Desde las últimas noticias hasta un resumen con toda la información más relevante al final del día, con toda comodidad.