viernes 20 • mayo 2022

Capital Partners

Porsche • Chocrón • Adyen • Correos

- Advertisement -spot_img

El IPC se modera en abril hasta el 8,3% por la luz y la gasolina

Pese a que sigue en niveles inusualmente elevados, el IPC no bajaba tanto en un solo mes desde enero de 1987

El Índice de Precios de Consumo (IPC) bajó un 0,2% en abril en relación al mes anterior y recortó su tasa interanual 1,5 puntos, hasta el 8,3%, por el abaratamiento de la electricidad y las gasolinas, según los datos definitivos publicados este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE), recogidos por Europa Press.

Estas cifras mejoran los datos adelantados por el organismo a finales del mes pasado, que apuntaban a una inflación interanual del 8,4% en abril y a una tasa mensual del -0,1%.

Pese a que el IPC sigue en niveles inusualmente elevados, este indicador no bajaba tanto en un solo mes desde hace más de 35 años, concretamente desde enero de 1987. El de abril es, además, el primer descenso que experimenta la inflación tras dos meses de fuertes ascensos, que llevaron al IPC a situarse en marzo en el 9,8%, su tasa más alta en casi 37 años.

Según Estadística, la moderación del IPC interanual hasta el 8,3% se debe, principalmente, a los descensos de los precios de la electricidad y los carburantes para vehículos personales.

En cambio, los precios de los alimentos registraron en abril una tasa interanual del 10,1%, más de tres puntos superior a la de marzo, por la subida generalizada de la mayoría de sus componentes, destacando el encarecimiento de la carne, el pan y los cereales, las legumbres y hortalizas, y la leche, el queso y los huevos.

También subieron en abril los precios de los servicios de alojamiento y de la restauración y de los paquetes turísticos.

Sin tener en cuenta la rebaja del impuesto especial sobre la electricidad y las variaciones sobre otros impuestos, el IPC interanual alcanzó en abril el 9,3%, un punto por encima de la tasa general del 8,3%. Así lo refleja el IPC a impuestos constantes que el INE también publica en el marco de esta estadística.

En el último año, la calefacción, el alumbrado y la distribución de agua se han encarecido un 35,2%; los aceites y grasas han elevado sus precios un 48,4% y el transporte personal es un 13,2% más caro por el mayor coste de los carburantes.

La inflación subyacente, valor más alto desde 1995

La inflación subyacente (sin alimentos no elaborados ni productos energéticos) aumentó en abril un punto, hasta el 4,4%, su valor más alto desde diciembre de 1995. De este modo, la subyacente se sitúa casi cuatro puntos por debajo de la tasa del IPC general.

En tasa mensual, el IPC registró en abril un descenso del 0,2% respecto a marzo, su primera caída tras dos meses de alzas. Se trata, además, de la primera tasa mensual negativa de la inflación en un mes de abril en 30 años, concretamente desde abril de 1992.

En el cuarto mes de 2022, el Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA) situó su tasa interanual en el 8,3%, un punto y medio por debajo de la de marzo. Por su parte, el indicador adelantado del IPCA retrocedió un 0,3% en tasa mensual.

La luz se abarata casi un 27%

En tasa mensual, el IPC registró en abril un descenso del 0,2% en relación al mes anterior, su primera caída tras dos meses de alzas. Se trata, además, de la primera tasa mensual negativa de la inflación en un mes de abril en 30 años, concretamente desde abril de 1992.

Este descenso de los precios en el mes responde también a las bajadas en los grupos de vivienda y transporte, frente a los repuntes experimentados en los grupos de alimentos, vestido y calzado, hoteles y restauración y ocio y cultura.

Lo que más subió de precio en el mes de abril respecto al mes anterior fueron los otros aceites (+39,8%) y los hoteles, hostales y pensiones (+19,4%), y lo que más bajó fue la electricidad (-26,9%), la gasolina (-12,5%) y el gasóleo (-9,6%).

El aceite de oliva dispara su precio un 42,5%

En el último año (abril de 2022 sobre el mismo mes de 2021), lo que más ha subido de precio han sido los otros aceites (+96,2%); los combustibles líquidos (+95,7%); los hoteles y hostales (+50,5%); el aceite de oliva (+42,5%) y la electricidad (+34,9%).

Por el contrario, lo que más se ha abaratado desde abril de 2021 son los peajes y aparcamientos (-20,4%); los equipos de telefonía móvil (-3,8%); los equipos audiovisuales (-2,7%); la ropa de niño y bebé (-2%) y los juegos y aficiones (-1,5%).

Por rúbricas, destacan los aumentos interanuales de los precios de la calefacción, el alumbrado y la distribución de agua (+35,2%); los aceites y grasas (+48,4%), los huevos (+21,6%), los cereales y derivados (+13,7%) y el transporte personal (+13,2%).

También registran alzas de dos dígitos las legumbres y hortalizas (+12,8%), la carne de ave (+12,7%), la carne de vacuno (+11,4%), la carne de ovino (+10,7%), el café, el cacao y las infusiones (+10,2%) y el pan (+10,1%).

Castilla-La Mancha, IPC de dos dígitos

La tasa anual del IPC bajó en abril en todas las comunidades autónomas. Los mayores descensos, de casi dos puntos, se dieron en Comunidad Valenciana, Murcia y La Rioja, mientras que Navarra presentó el retroceso menos pronunciado, de 1,1 puntos.

A cierre de abril, todas las comunidades presentaban tasas interanuales positivas, pero sólo una de ellas, Castilla-La Mancha, registraba un valor superior a los dos dígitos (+10,4%). En el extremo contrario, con las menores tasas de inflación, se situaron Canarias (+7,1%) y Madrid (+7,7%).

En abril seis provincias españolas presentaban un IPC interanual superior al 10%: Toledo (+11,5%), León (+11%), Ávila (+10,9%) y Ciudad Real, Huesca y Cuenca, todas ellas con tasas del 10,3%.

- Advertisement -spot_img

Stay Connected

Must Read

A fondo

Suscríbete a nuestra Newsletter