martes 09 • agosto 2022

Capital Partners

Porsche • Chocrón • Adyen • Correos

- Advertisement -spot_img

La crisis italiana hace dudar a las bolsas europeas

La inestabilidad política transalpina provoca la mayor caída del IBEX 35 en la semana y el mercado de deuda espera noticias del Gobierno italiano

La dimisión de Mario Draghi como primer ministro de Italia ha sido la última crisis de una semana en la que el IBEX 35 ha llegado a tener una bajada del 3,65%. Un retroceso llamativo y cuando menos importante que ha hecho caer al índice español por debajo de los 7.800 puntos. A la apertura de la bolsa este viernes, se ha podido observar un efecto rebote del indicador llegando a los 7.800 puntos otra vez y rondando los 7.900 (+0,9%, 7.874 puntos). Sin embargo, la realidad en el país mediterráneo va más allá.

Esta situación de incertidumbre en la política italiana se une a la paridad del euro dólar, el anuncio de un nuevo impuesto a la banca en España y la inflación en Estados Unidos, en una semana aciaga para los mercados, no solo de España, sino de todo Europa.

La prima de riesgo se estabiliza

La caída del 3,5% de la Bolsa de Milán y la subida de la prima de riesgo italiana a los 224 puntos, dos más que el miércoles, provoca estragos no solo en España, sino en toda Europa. Esto es debido a la correlación que mantienen el bono alemán y el italiano a diez años, que ha provocado la alta subida de la prima de riesgo y por tanto el interés de compra en estos mismos a un interés favorable para los inversores y no para la deuda italiana. El jueves, la paridad euro dólar cayó a a 0,9952 dólares, su mínimo desde el año 2002, en una situación que parece que no mejorará para Europa en los próximos días.

Sin embargo, tras haber alcanzado  la prima de riesgo italiana los 228 en la apertura, frente a los 217 puntos con los que cerró el jueves, acabó terminando en una bajada poco esperada que la situó en los 214 puntos básicos. Por su parte, el rendimiento del bono a diez años retrocedió al 3,22% desde el 3,42% inicialmente provocado por el anuncio de la dimisión por parte del primer ministro italiano. También decrecen los intereses de la deuda del resto de países. El bono español a diez años cae al 2,29% desde el 2,34% anterior y el alemán baja del 1,189% al 1,115%, fuertemente influenciado por la caída del bono italiano.

La bolsa rebota

La Bolsa de Milán amaneció hoy con resultados positivos y rebota hasta llegar a más del 1,5%, pero aún está en niveles mínimos desde noviembre de 2020 después de las fuertes caídas del jueves (3,44%), perdiendo cerca de 17.000 millones de euros en capitalización.

A pesar del rebote visto hoy también en el euro (1,0026 dólares), la crisis energética no solo afecta a Italia tras el plantazo del movimiento 5 Estrellas de Italia, situación provocada por la disconformidad ante unas medidas consideradas insuficientes para proteger a la sociedad de cara al futuro tras las distintas sanciones impuestas a Rusia.

Y es que la amenaza de corte del gas por parte de Rusia está afectando a países como la propia Italia, con una dependencia energética del gas del 38%, según su propio Gobierno, y por ende afecta a toda Europa, en una semana próxima para la que se puede prever una gran cantidad de anuncios de restricciones energéticas por parte de los países europeos. Esta situación también se antoja de gran complejidad para los próximos años en Italia y ha provocado la búsqueda de nuevos socios por parte de Roma en países como Catar o Argelia, tras la crisis y ruptura de tratos entre España y el país africano.

La estabilidad de la economía italiana en duda

Una economía italiana que afronta su tercer gobierno en cuatro años y que ni Draghi ha sido capaz de solventar. Esta realidad pone a Italia, la tercera potencia económica de Europa, en una situación crítica. Y es que desde la crisis financiera de 2014, Italia no alcanzaba semejantes cifras en la prima de riesgo. La continuación en la bajada de los mercados italianos podría situar al país transalpino en una deuda aún mayor de la alcanzada en 2021, por encima del 150%. Mientras el bono a diez años también ascendió hasta el 3,36% tras el anuncio de la falta de entendimiento del Ejecutivo italiano, 23 puntos base más, aunque aún lejos del 4% que alcanzó en junio.

El Banco Central Europeo (BCE) ya previó esto en junio, momento en el que anunció la compra de bonos a países como España e Italia para tratar de evitar la inminente subida en las primas de riesgo, que un mes más tarde se ha podido observar, también provocadas en gran cantidad por otro tipo de crisis continuadas. Falta por ver cual será su actuación próxima, en un momento en el que preocupa aún mas la situación de la moneda comunitaria que la economía de los principales países del Viejo Continente.

- Advertisement -spot_img

Stay Connected

Must Read

A fondo

Suscríbete a nuestra Newsletter