sábado 24 • septiembre 2022

Capital Partners

Porsche • Chocrón • Adyen • Correos

- Advertisement -spot_img

Mónica Moro (Club de Creativos): “La creatividad produce riqueza, fidelidad y ventas”

“Una marca no se construye en las redes sociales”

“Las ideas creativas cuesta que salgan a la luz, pero cuando surgen brillan”

La originalidad en el empleo y una estrategia de marketing fuerte pueden ser el salvavidas que rescate a muchas empresas. Son sinónimo de innovar, y la innovación va más allá de la tecnología de alta gama o la transformación digital. Marcar la diferencia es mostrar algo nuevo y creativo, y esta creatividad impacta de un modo sumamente directo en el pensamiento del cliente.

Captar su atención es cada vez más complicado por la brutal competencia que existe hoy en el mercado. Las empresas que otorgan tiempo y valor a la creatividad elevan sus ganancias. Es más, según un estudio de McKinsey, la creatividad laboral produce a los negocios un 70% más de retorno a los inversores (ROI). Esto, además, eleva considerablemente sus probabilidades de crecimiento. 

Salirse de los límites y utilizar el ingenio siempre es positivo, y las ideas creativas evitan que la compañía quede atrasada frente al resto. Fomentan la competitividad laboral, incentivan la comunicación y aprovechan el talento de los empleados.

Pero, ¿qué es realmente ser creativo y cómo puede una compañía lograr serlo? Mónica Moro, presidenta del Club de Creativos (C de C), responde a que llegar a esto no es fácil, pero cuando se consigue, se alcanza el éxito. C de C es una organización española sin ánimo de lucro que nace en 1999 con el objetivo de mejorar la calidad del trabajo creativo y defender la creatividad como la herramienta más poderosa para las marcas.

Mónica Moro es una de las pocas mujeres del mundo que ha liderado el departamento creativo de una agencia de publicidad.

Fue nombrada seis veces consecutivas por Scopen como la Creativa más Admirada de España, es la no primera española miembro del Board Internacional del One Club for Creativity de Nueva York y ha sido elegida Creativo Ideal por los anunciantes españoles y Alumna Ilustre por la Universidad Complutense de Madrid. Capital conversa con Moro sobre la creatividad s empresarial, cómo interviene en la rentabilidad, el bajo índice de creatividad en las compañías españolas y el papel de las redes sociales en la estrategia de marketing. 

¿Qué es la creatividad en empresas?

La creatividad empresarial es la capacidad de generar nuevas ideas que permitan a una compañía crear nuevos productos, elaborar nuevos servicios o dar otro enfoque novedoso a su modelo de negocio, haciéndolo más interesante, práctico o atractivo. Se caracteriza por la innovación y la originalidad, que no tiene por qué encontrarse solo en sus productos y servicios, sino también en el diseño de los procesos para hacerlos más eficientes. Además, ser creativo contribuye exponencialmente a la rentabilidad de la empresa. “La creatividad en las empresas es inversión, no gasto“, aclara Moro.

De acuerdo con el Índice Award Creativity Score de McKinsey & Company, las empresas con mejor índice en términos de creatividad están un 67% por encima del promedio en crecimiento de sus ingresos y un 74% mejor consideradas en valor empresarial neto. Así lo revela la presidenta de C de C: “Está demostrado. Las campañas que persiguen e invierten en creatividad provocan un retorno más grande y eficaz. La creatividad da un retorno increíble a las empresas y las ideas creativas son cuatro veces más eficaces”. 

A pesar de ello, muchas son las compañías que no apuestan por la creatividad la dejan en un segundo plano, ignorando que lo que invierten en creatividad se convierte en beneficios. “La creatividad produce riqueza, fidelidad y ventas“, dice Moro. Con el alto nivel de competencia que existe hoy, parece muy complicado poder ser creativo.

Sin embargo, la presidenta de C de C incide en que la competencia es positiva y dispara la mente. De hecho, las posibilidades de explorar la creatividad son mayores y ahora, más que nunca, hay que ser creativos. “Es muy desafiante, como tantas cosas en la vida que son escasas. “Cuesta que las ideas creativas salgan a la luz, pero cuando surgen, brillan“, afirma Moro, y destaca que este factor es lo que la hace deseable. 

Esta característica tiene un poder transformador para quien realmente la aprecia. Las agencias, en este punto, deben acompañar a las marcas y trabajar desde la comprensión mutua, sin imponer su criterio, para obtener juntas resultados. Lo satisfactorio de la creatividad es que aún queda mucho por hacer, crear, diseñar y descubrir. 

La presidenta de C de C comenta que una de las claves es la paciencia, porque las ideas funcionan a medio plazo y es difícil alcanzar la creatividad, ya que es mucho el contenido que hay fuera. Moro anima a que las marcas busquen una presencia interesante más allá de un medio pagado. “La televisión tiene un alcance increíble, pero existe un gran interés en otro tipo de experiencias como una película, un concierto en vivo o un proyecto inmersivo; salirse del modelo de compra de espacios“, indica la presidenta.

Ésta hace alusión a que el futuro de la creatividad estará asimismo en el metaverso, en la presencia en ese mundo que está aún por conocer y cuyas predicciones económicas se nos escapan. En definitiva, dar valor a la creatividad en un negocio conlleva a resultados positivos y en España todavía no destaca.

Creatividad en España: una asignatura pendiente

Un estudio sobre la Creatividad realizado por IPMark apunta que el 47,4% de los españoles considera que donde peor se aplica la creatividad en España es en el terreno empresarial y en el desarrollo de negocios. De hecho, un 51,4% de los españoles cree que no se potencia suficiente la creatividad en las escuelas ni en el ámbito empresarial (un 40%, concretamente). Moro comenta que algunas empresas españolas, en materia de marketing, muestran una capacidad muy interesante, pero otras se quedan muy justitas y puede pasarles factura

Todavía hay un hueco para mejorar en España en creatividad, lo cual es positivo porque hay mucha probabilidad de crecer”, explica la presidenta. La creatividad empresarial en nuestro país tiene factores que pulir si se compara con otros países que utilizan herramientas creativas. La presidenta narra que, salvo en comparación con Latinoamérica, no estamos en lo más alto y que en lugares como Estados Unidos sí creen en la creatividad. Aquí queda hueco por cubrir. “Animo a las compañías a revisar las políticas sobre cómo se relacionan con las personas. Competimos con mucho contenido y existen marcas que pasan desapercibidas“. 

En esta línea, la presidenta relata que las agencias tratan de ir por este camino para incidir en este campo con el fin último de prosperar a mejor. En consecuencia, la valoración que se hace del nivel creativo español es de aprobado por los pelos. La encuesta de IPMark saca resultados de 5 sobre 10 de nota media de la importancia en la creatividad en la empresa en España. Para salvar estos índices, una estrategia de marketing con fuerza es básica para obtener unas cifras positivas. Ciertas compañías acuden como parte fundamental de su estrategia al gran difusor de Internet: las redes sociales.

Redes sociales, ¿son esenciales?

Algunas empresas valoran a las redes sociales como una fuente y un canal indispensable de expresión de creatividad para su negocio. Las últimas estadísticas de Eurostat, el cuerpo de estadística perteneciente a la Unión Europea, revela que, de media, en los 27 países que forman parte de la Unión, una de cada dos empresas ya hace uso de alguna de las plataformas sociales con más usuarios dados de alta. Es más, España está ligeramente por encima f6970359 a1b7 4b31 ab97 95ed2e30bc4dde los resultados europeos. De acuerdo con Eurostat, el 53% de las compañías de nuestro país ya tenía en 2020 perfil en redes, frente a los últimos datos encuestados en 2014 que dieron como resultado un 37%.

En este sentido, la pandemia y el teletrabajo tuvieron mucho que ver. Sin embargo, Moro insiste en que existen conversaciones más profundas y hay muchísimo por hacer en otros lugares, son una cara más. “No se puede apostar todo a las redes sociales“, expresa. La presidenta de C de C deja en el aire una pregunta para reflejarlo: “¿Una persona es todo lo que muestra en sus redes? Pues sucede lo mismo con las marcas”. Estas aplicaciones son un escaparate más de una estrategia de marketing pero en ella influyen muchos otros aspectos ajenos a estas plataformas. 

La presidenta expone que las redes son un rol de la vida social, que tienen una voz potente y dependiendo de la marca pueden funcionar muy bien, pero hay que saber para qué sirven. “Una marca no la construyes en redes sociales”, insiste Moro, puntualizando que las redes sociales no son la realidad del significado de una empresa. “Las marcas hoy están sometidas a que ya no son los reyes, lo cual es muy positivo, Ahora trabajan en entorno de honestidad, asegura la presidenta, Además, el mal uso redes sociales en las empresas puede ser absolutamente contraproducente si no se gestiona debidamente.

Una estrategia digital es más compleja. Según un estudio realizado por la consultora tecnológica Akimad, el 83% del fracaso de los negocios obligados a cerrar está directamente relacionado con la ausencia de una estrategia digital’ Esta estrategia es en la que Moro enfatiza que hay que trabajar para que, aun cometiendo errores en redes, la compañía siga a flote. “Una marca con un relato potente, si se equivoca en redes, es sólida para seguir adelante”, concluye Moro, sentenciando que, hoy vivimos un momento increíble con un consumidor muy inteligente.

- Advertisement -spot_img

Stay Connected

Must Read

A fondo

Suscríbete a nuestra Newsletter